jueves, 24 de febrero de 2011

Desilusión al límite

Soy una de las personas que amo mi país por mas contras que puedan crear o de verdad tener. Es muy difícil hablar de un país que está jodido por todos (Si! todos! y me incluyo) ante alguien mas, sin embargo... lo sigo haciendo con orgullo!. Pero, dirá ud querido lector: ¿Por qué dice este personaje que "todos"?
Sobra la referencia xD

Tenemos la costumbre de echar las culpas ajenas: Que las bandas criminales nos tienen llevados del putas, que si no son las bandas que son las organizaciones militares al margen de la ley (que vienen siendo la misma cosa), o si no pues que son los miembros de altos mandos que se aprovechan y cada vez roban más, o que es el gobierno como tal que no "hace nada". No lo niego, fui un enemigo asiduo del presidente Santos hasta antes del comienzo de su gestión. Pero hay cosas muy interesantes realizadas por este señor, y algunos de su equipo. Hasta ahí bien, de todas formas la gente se sigue quejando. Le hago una pregunta a usted que se encuentra sentado (o de pié) leyéndome: ¿Qué ha hecho por su país? ¿ha pensado mas allá que su satisfacción económica y social? ¿ha realizado labores o por lo menos críticas con soluciones a los problemas del país?. De nada nos sirve criticar, quejarnos y echarnos la culpa unos a otros si no ponemos de nuestra parte para solucionar. Es como el ministro o el magistrado que tienen "toda" la intención de ayudar al país pero desde que no le quiten sus carritos, vacaciones, casas y el pequeño sueldito que ganan. Y lo peor es que no se los quitan!... y aún más! no hacen nada!.
Me duele que tenga que venir un extranjero a darnos ese choque que nos hace falta para criticar las barbaridades del ex-presidente. ¿Cómo es posible que el señor argentino nobel de paz tenga que darle una cachetada al ex-presidente con sus verdades incluidas y nadie diga nada? Hablan los que defienden la rata esa, y habla la rata esa, pero nadie más se expresa!, acaso ¿estamos encañonados a diario?
Pienso que los culpables no están ni en el gobierno ni en las bacrim (bandas criminales), la culpa es nuestra por dejarnos manipular y olvidar lo que debería no olvidarse. Pero no es quejarse y llorar y hacer marchas... es proponer soluciones!, no es hacer lo que está de moda hoy en el mundo árabe, revolución y lucha hasta tumbar un poder, porque ¿de qué carajos sirve eso si no se sabe cuál es la meta? Egipto no sabe para dónde va, Libia tumbará su poder, ¿y luego?
Por otro lado, ¿por qué carajos nos vendemos al extranjero?, yo no voy a vender mi brazo si no tengo para comer esta noche, porque algún día lo voy a necesitar. "Que los directores, productores e inversionistas en el cine vengan a Colombia y realicen sus proyectos artísticos acá" dice el presidente. ¿Por qué no apoyar los directores y productores de acá para generar una pequeña fuente de ingreso más al país?. Comparo esta situación con la de cuando pequeño decían que el que menos jugaba fútbol en el descanso era el aguatero (por lo general yo). Somos el país que le bota el agua a los que quieren jugar, y convierten nuestro país en un campo de juego, y los que vivimos en el somos sus humildes servidores!. Vendamos la ETB a inversionistas extranjeros para salvarla! ¿la queremos salvar de quién? ¿de nosotros mismos? ¿tanto miedo nos tenemos?.
Hoy en clase de Creación de Empresas veo algo que es muy admirable, opciones hay! iniciativas novedosas y con buenas bases hay!, ¿por qué putas no puede pasar eso de un salón de clases? ¿Por qué todos nos emocionamos con una luz de cambio pero no hacemos nada por alcanzarla?
Entiendo que el concepto de la confianza en Colombia es algo muy difícil de aplicar, pero es la única salida que veo yo. Si confiamos en nosotros mismos podemos salir adelante en cualquier terreno, y si cada uno de los habitantes de este país confía en si mismo, existirá una confianza colectiva, la cual generará un poder enorme y moverá las masas por un bien y no se van a vender ante nada porque ya tienen lo que quieren!. Dicen que soy una persona muy soñadora e idealista, pero yo demostraré que los sueños son solo el comienzo de lo que verdaderamente va a suceder y tengo la confianza en mí, y sé que voy a lograr mis objetivos y alcanzar las metas que me propongo!, ojalá este virus se esparza por todos, y que cada uno con sus metas claras buscará sus herramientas sin afectar de mala forma la vida de los de su alrededor, y formaremos un grupo tan grande que enfrentará lo que venga encima. Utilizaré mi vida para demostrar que si se puede!
Y ya... muy trascendental y soñador pero pues paila! así soy yo y así actuaré!
Duré tiempo sin inspirarme a escribir nada, (y hoy tampoco lo estoy, ya que esto es una opinión mas allá que un intento de escritura) pero no quería dejar pasar esto que siento, y tampoco quería hundirme en el tema que me gusta pero en exceso fastidia: la política.

Ahora el extra... Los alegres del valle! jeje